Según una nueva encuesta mundial publicada por la Corporación MariaDB, el empresariado ha reconocido lo devastadora que puede ser la falta de preparación para los macroeventos, y también ha visto los beneficios de una estrategia de trabajo a distancia plenamente implementada.
MariaDB Corporation publicó el 2 de junio los resultados de una encuesta que muestra que muchas empresas están reforzando significativamente su compromiso con la nube debido a la pandemia actual de Covid-19. La encuesta, que se llevó a cabo simultáneamente en los Estados Unidos, el Reino Unido, Alemania y Francia, muestra claramente que la mayoría de los gerentes de TI encuestados quieren llevar más aplicaciones a la nube y afianzar de forma permanente las estrategias de trabajo remoto en la empresa.

Casi todos los encuestados (99%) dijeron que la pandemia está afectando sus negocios. Esperan, sin embargo, una ligera mejora en 2021, con un 84% que prevé repercusiones duraderas. El 74 por ciento de los encuestados esperan una segunda ola del virus – con un 51 por ciento planeando llevar más aplicaciones a la nube para prepararse ante ella.

La pandemia acelera el uso de la nube

El objetivo del estudio era recoger datos significativos sobre los efectos del Covid-19 en las operaciones de TI. Además, se les consultó sobre la situación actual y futura de las empresas con respecto al trabajo remoto. Uno de los enfoques fue el uso de bases de datos basadas en la nube como MariaDB SkySQL. El resultado central de la encuesta fue que el 40 por ciento de todas las empresas encuestadas están acelerando su cambio a la nube, en Alemania la cifra alcanza el 55 por ciento. Además, se adoptarán nuevas medidas para que las empresas estén preparadas para una pandemia de mayor duración:

— El 51 por ciento de los encuestados en todo el mundo planean mover más aplicaciones a la nube;

— El 39 por ciento tiene como objetivo trasladar la TI completamente a la nube;

— El 32 por ciento están empezando a migrar hacia la nube.

Sólo una minoría se resiste a la nube

Por otra parte, el 24% de todos los encuestados dijeron que estaban frenando su paso a la nube debido al impacto de Covid-19. Los participantes estadounidenses en la encuesta forman el grupo más numeroso con un 36%, mientras que en Gran Bretaña sólo el 12% de los directores de TI quieren frenar su apuesta por la nube. En Alemania, el 16 por ciento tomó esta posición.

En lo que respecta a las bases de datos en la nube en particular, la encuesta también determinó lo que está impidiendo a las empresas hacer un cambio completo a la nube. Las preocupaciones de seguridad juegan un papel particularmente importante aquí, con el 76% de los encuestados expresando reservas. En consecuencia, los problemas de compatibilidad son un obstáculo para casi la mitad de las empresas (48 por ciento), mientras que el precio es un factor decisivo sólo para el 41 por ciento de los encuestados .

Las empresas se están preparando

En todo el mundo, el 74% de los encuestados esperan nuevos desafíos para las empresas debido a una posible segunda ola de la pandemia. Los responsables de la tecnología de la información en Alemania son mucho más optimistas a este respecto, ya que sólo el 65% de los encuestados esperan que se produzca esta situación. No obstante, la mayoría de las empresas se están preparando para futuros deterioros de las operaciones comerciales. El traslado de más aplicaciones a la nube es un medio importante para hacerlo para la mayoría de las empresas (53 por ciento), seguido de las estrategias para las opciones de oficinas permanentes en el hogar (51 por ciento). La creación de acceso remoto para los empleados ocupa el tercer lugar con el 47 por ciento. En los Estados Unidos, las prioridades son ligeramente diferentes, con el acceso remoto a la cabeza de la lista, seguido de un mayor movimiento de aplicaciones a la nube.

Una de las primeras consecuencias de la pandemia fue la cancelación de los eventos corporativos y tecnológicos. Aunque un número abrumador de encuestados lamentó las cancelaciones, el 67% dijo que no consideraría asistir a un evento en persona hasta el año 2021 como mínimo. Dos tercios de los participantes en la encuesta declararon que extrañaban “mucho” los eventos empresariales y tecnológicos. Pero sólo el 31 por ciento podría imaginarse asistir a un evento este año. En este punto, los gerentes de TI alemanes son mucho más reservados que sus contrapartes estadounidenses, de los cuales un 41 por ciento asistiría a un evento este año.

La base de datos en la nube como base a prueba de crisis

“Los datos de la encuesta muestran las tendencias que también hemos visto en los últimos meses en la demanda de nuestra base de datos en nube MariaDB SkySQL”, comentó Franz Aman, Director de Marketing de MariaDB Corporation. “También vemos un mayor movimiento hacia la nube debido al impacto global del Covid-19. Por defecto, las infraestructuras de las nubes están diseñadas para ser accesibles desde cualquier lugar. El acceso remoto no tiene que ser configurado por separado. Las empresas están viendo que muchos de los cambios estructurales actuales serán permanentes. Se deben planificar futuras disrupciones, ya sea otra pandemia o un desastre totalmente diferente. El resultado es un movimiento más rápido a la nube para las aplicaciones de misión crítica – y con ello las bases de datos y análisis de la nube sobre las que se construyen estas aplicaciones. Un DBaaS de clase empresarial es la base de cualquier aplicación empresarial crítica y resistente a las crisis”.

Comparta este contenido