Google y Ericsson anuncian asociación para impulsar adopción de 5G

Desarrollarán nuevas ofertas conjuntas que ayuden a las empresas a aprovechar las conexiones ultrarrápidas de la red 5G en sus proyectos tecnológicos.

Google está creando productos que permiten a las organizaciones aplicar el 5G en sus operaciones con menos esfuerzo. Como parte de su estrategia, el gigante de las búsquedas se ha asociado con numerosos proveedores de telecomunicaciones y empresas tecnológicas de todo el mundo para ayudar a llevar sus productos 5G a más empresas de todo el mundo. La nueva asociación con Ericsson, uno de los principales actores del ecosistema 5G, marca un hito notable en tal sentido.

Ericsson, con sede en Suecia, es un importante proveedor de equipos de red para el sector de las telecomunicaciones. La empresa fabrica, entre otros productos, hardware y software para establecer redes 5G. Como parte de la asociación anunciada hoy, Google trabajará con Ericsson para llevar al mercado ofertas conjuntas que combinarán sus respectivas tecnologías para ayudar a las empresas a utilizar el 5G con mayor eficacia.

La iniciativa fue presentada durante el segundo día de la conferencia del Mobile World Congress en Barcelona. Las ofertas conjuntas, dijo, se construirán con la ayuda de D15 Labs, un centro de investigación y desarrollo operado por Ericsson que tiene una red 5G in situ para probar nuevas tecnologías.

Las empresas afirman que ya han “completado la incorporación funcional de Ericsson 5G” en Anthos para permitir casos de uso en el borde de las telecomunicaciones y en las instalaciones.

El “telco edge” es un término que describe un modelo de negocio emergente por el que los operadores alquilan parte de su infraestructura informática a las empresas. Un fabricante, por ejemplo, puede querer ejecutar la aplicación de monitorización que utiliza para controlar el estado de los equipos de su fábrica muy cerca de ella. Si un operador dispone de hardware informático cerca de la fábrica, puede poner la infraestructura a disposición del fabricante, que a su vez puede utilizarla para alojar la aplicación de monitorización.

Este enfoque está ganando adeptos porque hospedar las cargas de trabajo cerca de los activos de una empresa reduce la latencia de la red y, por tanto, acelera el procesamiento. Google se dirige a estos casos de uso en el borde de las telecomunicaciones con su plataforma Anthos, que ofrece una suerte de sistema operativo para ejecutar aplicaciones en el borde de la red, cerca de los activos de la empresa. Anthos también es compatible con otros tipos de escenarios.

Ilustración: Canva




Contacto | Diario TI es una publicación de MPA Publishing International Ltd.